lunes, 3 de junio de 2019

Otro papelón del gobierno: no pasan los camiones en el Paseo del Bajo




Revelan que la Ciudad estaba al tanto de que las salidas del Paseo del Bajo eran demasiado angostas
El ingeniero y economista Manuel Solanet declaró que expuso sus objeciones al planteo de la obra porque los empalmes con la autopista 25 de Mayo y la AU La Plata eran demasiado angostos. Mirá el video.

El flamante Paseo del Bajo, la conexión que busca ordenar el tránsito de camiones y vehículos particulares en la ciudad de Buenos Aires, permitiendo una conexión fluida entre el norte y el sur, terminó en un verdadero papelón: apenas horas después de que se lo habilitara, se comprobó que era demasiado angosto.

Así lo mostraron los videos que se publicaron en las redes sociales, donde se dio cuenta de que en las conexiones con la Autopista La Plata Buenos Aires y la Autopista 25 de Mayo, continuaciones “naturales” hacia Provincia, los camiones se atascaban..


Las imágenes recordaron rápidamente el papelón de Javier Iguacel, que, en sus tiempos de administrador de Vialidad Nacional, mostró con orgullo un puente ferroviario sobre la Ruta Nacional 5 que tenía el mismo problema: era demasiado angosto y las formaciones “rozaban” las barandas, generando un enorme peligro.
La “solución” de Iguacel fue “rebajar” con amoladoras los parantes, pero, según denunciaron desde los gremios ferroviarios, esto deterioró la estructura del puente, haciéndolo todavía más peligro.
El papelón de Horacio Rodríguez Larreta, además de ser mucho más caro que el de Iguacel –se habla de 700 millones de dólares-, había sido advertido. El ingeniero civil y economista Manuel Solanet reveló que mantuvo reuniones con personal técnico de la Ciudad y que dio aviso de las limitaciones del proyecto. Dijo, concretamente, que la calzada era angosta y que iba a generar embotellamientos.
Fue el 21 de marzo de este año, durante una exposición sobre la Infraestructura y los servicios de la Ciudad de Buenos Aires. Y hay video que lo prueba:


El paseo termina en “conexiones de un solo carril”, relató, y planteó su “objeción de capacidad”. “El manual de capacidad de caminos, que es un manual muy desarrollado en el mundo, parece no ser muy estudiado o conocido”, ironizó. Por eso vaticinó que los camiones, por las relaciones de peso potencia, bajará sus velocidades de circulación hasta 30 kilómetros por hora y que tiene “alta posibilidad de detenerse” y de “taponar la autopista” porque hay “un solo carril sin sobrepaso”.

“Hemos tenido discusiones con la gente de la Ciudad, ellos dicen que va a tener 6 metros de ancho porque se puede utilizar la calzada hasta los bordes”, relató Solanet. Los camiones, explicó, tienen un ancho de 2.70 metros y llegan a 3.20 metros considerando sus espejos. “¿Qué camión va a pasar a otro con un ancho de 6 metros, en una rampa de 10 metros de altura en curva?”, se preguntó. “Ellos dicen que pasan, yo digo que no”, agrega al terminar la reflexión. El tiempo, parece, le dio la razón.


infocielo.com
Escuchá la Programación de la radio: dth='640'/>